Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El EURUSD ante su última frontera

22 marzo, 2017

Carlos Doblado

Carlos Doblado

Trader, arranca su vida profesional en GVC Gaesco en 1995. Hoy es uno de los analistas técnicos más influyentes del panorama español. Fundador de Bolságora en 2002, la primera herramienta de asesoramiento técnico por Internet creada en España. Lidera la sección financiera del periódico El Confidencial desde septiembre de 2014 y fue colaborador del periódico El Economista durante ocho años donde fundó la herramienta EcoTrader. Participa con frecuencia en medios españoles como Capital Radio y Radio Intereconomía.

Cuentan los orientales que uno de los secretos del mercado es no ver nada malo. Toda tendencia, en su extremo, es un problema potencial de dimensiones considerables. Consciente de un consenso extremadamente alcista en favor del billete verde, y convencido por los argumentos que había propuesto el billete verde -no sólo contra el euro- a primeros de año.

La tendencia alcista del dólar se vio frenada en forma de patrón envolvente. Esta formación dual de tipo candlestick, que no necesita confirmación, y supuso un reversal en lo que podría ser una quinta subonda para el Dollar Index justo al enfrentarse la zona de resistencia teórica que proponen las teorías Elliott/Dow en niveles de 102/104,4 por completarse un retroceso del 61,8/66,6% a ese nivel. Todo, sobre línea de tendencia principal de muy largo plazo para el euro/dólar. Los acontecimientos posteriores han remado en esa dirección.

Antes, de hecho, ya se había plantado sobre la mesa un patrón de tipo doble suelo -s1s2- con la superación del nivel 106,5. Luego llegaron las dudas, que trataba en mi anterior post. Las intentaba deshojar para proponer un escenario de cambio de tendencia en línea con las velas mensuales de enero; para lo que debía ponerse en jaque al nivel clave más allá del corto plazo: 1,083. Estamos frente a él, y por encima tendríamos un nítido cabeza y hombros invertido (HCHi?) que coge a la mayoría del mercado muy a contra pie en relación a lo que se esperaba a primeros del ejercicio. La opinión contraria podría venir jugando a favor de este escenario.

 

La corrección que genera el intento de construcción de este segundo hombro, además, no podría ser más técnica, pues se agotó en la zona 0,618/0,66 que marcan las teorías de Elliott (Fibonacci) y Dow respectivamente. Y sobre ese nivel se han propuesto nuevos y considerables elementos, pues se han desplegado y confirmado primero una pequeña pauta de tipo doble suelo s1s2- con asa y luego una formación de tipo cabeza y hombros invertido al superarse el nivel 1,072. Los objetivos mínimos de este segundo patrón proyectan más allá del 1,083 y sirven en bandeja el elemento de confirmación final: un Dollar Index que rompa línea de tendencia de corto plazo y clavicular de una pauta del mismo tipo aunque de clavicular más exigente.

 

En tal caso, teóricamente quedaría encarrilado un movimiento a niveles 1,13/1,17 antes de que el dólar pueda volver a intentar retomar su protagonismo de los últimos años. Incluso con ese movimiento, en tendencia de orden superior al corto/medio plazo, seguiríamos en un mercado lateral que corrige la brutal depreciación del euro/dólar vivida desde primeros de 2008.

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*Este campo es obligatorio

*Este campo es obligatorio

Suscríbete a nuestra newsletter y no te pierdas nada

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.